energía geotérmica

Energía geotérmica: qué es y cómo funciona

Tiempo de lectura: 4 minutos

Como os hemos explicado alguna vez, la energía proveniente de fuentes renovables y limpias son el paso lógico para paliar las consecuencias de la crisis climática provocada, entre otros elementos, por el uso de energía proveniente de combustible fósil. Ya hemos repasado otras energías renovables como la energía undimotriz y la biomasa. Y ahora le toca al turno a la energía geotérmica

Pero antes, permitidnos que recuperemos un dato que hace poco salió en los medios de comunicación y que refleja perfectamente la importancia de la energía geotérmica junto al resto de energía renovables. En este sentido, la Unión Europea ha convertido la eficiencia energética en uno de sus principales bazas en la lucha contra el cambio climático. No en vano, la vicepresidenta del Banco Europeo de Inversiones (BEI), Emma Navarro, especificó que 3/4 partes de los 400.000 millones de euros anuales que la Unión Europea necesita para lograr los objetivos climáticos fijados para el año 2030 deben invertirse en la eficiencia energética

El 75% de las emisiones de CO2 provienen del sector energético

Cómo se produce y cómo funciona la energía geotermica

La energía geotérmica proviene del aprovechamiento del subsuelo. Concretamente de la energía almacenada en forma de calor que existe bajo la corteza terrestre. Es una energía 100% limpia y de producción continua. Para generar energía, se extrae el vapor de agua de la fuente geotérmica. El vapor mueve una turbina conectada a un generador. Entonces, el agua vuelve a bajar a la reserva geotérmica y comienza el ciclo nuevamente.

A pesar de ser una de las energía renovables con más potencial, su implementación está siendo lenta pero progresiva. En este aspecto, la potencia instalada  geotérmica mundial es de 14,6GW. Para el 2021 se espera que supere los 23GW

Un aspecto diferencial de la energía geotérmica y otras fuentes renovables es que no depende de unas condiciones concretas del clima, del viento o del sol. Su energía proviene de la diferencia de temperatura que hay entre la parte interior y más profunda de la tierra y su superficie. Esto significa que no se agota nunca y está disponible siempre. Sin duda, una de las razones por las cuales está aumentando más su uso. 

Cuál es el uso de la energía geotérmica según su tipo

Una vez se descubre un yacimiento geotérmico, que es una zona del subsuelo donde potencialmente mejor puede producirse la energía geotérmica, se clasifica este punto según el nivel energético que se puede obtener. De esta manera, podemos dividir la energía geotérmica en 4 tipos:

  • De alta Temperatura: son zonas de la corteza terrestre más activas y que tiene temperaturas superiores a los 150ºC. Son yacimientos con una alta temperatura que permite extraer suficiente calor como para la producción de energía eléctrica a partir del vapor de agua
  • De media temperatura: las temperaturas que se pueden encontrar en estas zonas están entre 100 y 150ºC. Con este calor también se puede producir energía eléctrica, pero con un rendimiento inferior al primer tipo. También puede ser utilizado para de forma directa para los sistemas de calefacción urbanos o industriales. 
  • De baja temperatura: las temperaturas de estos yacimientos geotérmicos están situados entre los 30 y 100ºC. Es por ello que al no poder transformarse en energía eléctrica, se limita a utilizarse para sistemas de calefacción, balnearios e incluso usos industriales. 
  • De muy baja temperatura: yacimientos a escasa profundidad (suelen ser unos 2 metros) y la temperatura es inferior a los 30ºC. El uso de este tipo de energía térmica es interesante en los sistemas de climatización. Lo más interesante de este tipo es que se puede encontrar en cualquier punto.

 

Calefacción sostenible

Según datos publicados por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) en el reparto del consumo total de energía según servicios, la calefacción es, con mucha distancia, la actividad que más uso energético tiene en los hogares españoles. 

gasto energía geotérmica

 

Y precisamente es la calefacción el uso más habitual y fácil de conseguir de la energía geotérmica de muy baja temperatura (la más habitual). En este sentido, se puede aprovechar esta energía permanente de dos formas:

Sistemas abiertos: se coge el agua de un acuífero para aprovechar el calor

Sistemas cerrados: en la que el agua es impulsado por las bombas en un circuito cerrado que está en el subsuelo. 

Más allá de cuestiones más técnicas, merece la pena plantearse la siguiente pregunta: ¿Si hay una energía constante, las 24 horas del día y los 365 días del año, porqué no se aprovecha más? Algunas razones para esta respuesta en el siguiente punto. 

Desventajas de la energía geotérmica

Pero claro no todo podía ser bueno, ¿verdad? La energía geotérmica no es perfecta y tiene algunas desventajas que inciden, quizás, en su  poca implantación en nuestro país

Una de estas desventajas de la energía geotérmica está en que si hay algún tipo de fuga o accidente, se desprendierían emisiones tóxicas, concretamente ácido sulfhídrico. Seguro que sabes a qué me refiero si te comento que huele a huevo podrido. En pequeñas cantidades no es peligroso… pero en grandes cantidades puede ser letal. 

Otro de los handicaps de la energía geotérmica radica en que para poder inspeccionar y crear el sistema para extraer el calor, hay que perforar la superficie terrestre y, por tanto, dañar el paisaje y el ecosistema de la zona. En todo caso, siempre se podría analizar las zonas con un menor impacto. 

Países con mayor potencia de energía geotérmica

Tenemos datos del año 2018, pero nos sirve para comprobar la situación a nivel mundial de esta energía llena de posibilidades. A nivel mundial, la capacidad geotérmica instalada para la generación de electricidad fue de 14,600 MW y con algunos países que pueden dar un salto cualitativo significativo a esta interesante energía renovable. 

ranking geotermica

Ranking mundial de los países con mayor potencia geotérmica instalada en 2018 (en gigavatios)

Lo que está claro es que si se quiere cumplir con el ODS 7: Energía asequible y no contaminante, el desarrollo de este tipo de energía se presenta como fundamental por su fácilidad de implementación y su permanente flujo energético.

¿Te gustaría conocer nuestras novedades y nuevos artículos? Sólo tienes que registrarte en el botón de debajo para ser parte de nuestra familia Koala y estar al día de todo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *